Diputación de Valladolid

La Diputación de Valladolid impone la Medalla de Oro de la provincia a los cinco ex-presidentes democráticos durante la celebración del Día de la Provincia

· El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera Campo, invitado por el presidente de la Diputación, Ramiro Ruiz Medrano, preside el acto institucional del Día de la Provincia que se celebra en el Auditorio de la Feria Muestras con los 234 responsables municipales, presidentes de las mancomunidades y diputados provinciales de todas las corporaciones democráticas, presentado por el periodista José Mª Iñigo y con la actuación musical de El Consorcio
· El reconocimiento a los presidentes Federico Sáez Vera, Francisco Delgado Marqués, Ovidio Fernández Carnero, Juan Antonio García Calvo y Félix Calvo Casasola se inscribe en los actos conmemorativos que ha puesto en marcha la institución provincial vallisoletana para conmemorar el XXV aniversario de las elecciones democráticas municipales

(VALLADOLID, 10 DE SEPTIEMBRE DE 2004).- El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera Campo, y el presidente  de la Diputación, Ramiro Ruiz Medrano, , junto a los 234 alcaldes y alcaldesas de la provincia, diputados/as provinciales de todas las Corporaciones Provinciales democráticas, y presidentes de las mancomunidades de municipios, autoridades –entre ellas el delegado del Gobierno, Miguel Alejo Vicente- e invitados, se reúnen hoy, desde las 18,00 horas, en la Feria Internacional de Muestras de Valladolid, para celebrar el tradicional Día de la Provincia organizado por la Diputación de Valladolid en el marco del XXV Aniversario de la constitución de las Diputaciones y Ayuntamientos Democráticos. Los actos han contado también con la colaboración de Televisión Española y de la entidad financiera Caja Duero.

El presidente de la Junta, invitado por Ramiro Ruiz Medrano, preside el acto institucional que da comienzo a las 18,15 horas en el Auditorio de la Feria, donde los cinco ex-presidentes democráticos de la Diputación vallisolena, Federico Sáez Vera (1979-1983/ UCD), Francisco Delgado Marqués (1983-1987/ PSOE), Ovidio Fernández Carnero (1987-1990/ CDS), Félix Calvo Casasola (1990-1991/ AP) y Juan Antonio García Calvo (1991-1995/ PSOE), reciben la Medalla de Oro de la Provincia.

La distinción, propuesta por los grupos provinciales del PP y PSOE, se enmarca en los actos conmemorativos del XXV Aniversario de la Constitución de las Diputaciones y Ayuntamientos Democráticos, con el fin de reconocer su encomiable labor a favor de la defensa de los intereses de la provincia, sus municipios y sus gentes, intentando asegurar y garantizar los principios de solidaridad y equilibrio intermunicipales en el marco de una política económica y social. El pasado 3 de abril, fecha en que se cumplieron 25 años de las primeras elecciones municipales de 1979, dio comienzo el programa conmemorativo del evento con un acto institucional en el Teatro Calderón, y posteriormente se han celebrado mesas redondas, exposiciones, una jornada de puertas abiertas en la sede de la institución provincial en el Palacio Pimentel, un concurso de dibujos para escolares, entre otros actos a los que hoy se suma la entrega de la Medalla de Oro a los cinco presidentes provinciales de la democracia que han precedido en el mandato a Ramiro Ruiz Medrano.

Reconocimiento personal

También el tradicional discurso de Ramiro Ruiz Medrano a los alcaldes y alcaldesas discurre este año en torno a los 25 años de corporaciones locales elegidas en democracia. El encuentro de hoy ‘es el marco idóneo para que la Diputación, también en nombre de todos los pueblos de la provincia, agradezcamos a los ex -presidentes democráticos su trabajo, su tesón por estar siempre al lado de nuestros municipios’.

En esta ocasión, el habitual reconocimiento que hace Ramiro Ruiz Medrano a la labor de los responsables municipales en el Día de la Provincia, se amplía a todo el conjunto de concejales y concejalas que han regido los destinos municipales en la provincia en los últimos 25 años (un total de 7.000), ‘en nombre de mis predecesores y en el mío propio porque en vosotros está el germen del trabajo y el esfuerzo de todos los demás, por hacer de la política un acto de generosidad y convivencia’.

Los cinco ex -presidentes de la Diputación de Valladolid reciben la Medalla de Oro de la Provincia como un reconocimiento personal ‘pero que también es fruto del trabajo de sus compañeros de corporación y de todos los alcaldes y concejales que durante sus respectivos mandatos fueron forjando esta provincia próspera y moderna que es Valladolid’.

Actuación de "El Consorcio"

El periodista José María de Iñigo actúa de mantenedor del acto institucional que se desarrolla en el Auditorio de la Feria de Muestras finalizando con la actuación musical de "El Consorcio", un grupo musical formado con algunos ex -integrantes de Mocedades (décadas 70-80) que nació a mediados de 1993. Los integrantes del grupo son Amaya Uranga, Sergio y Estíbaliz, Iñaki Uranga y Carlos Zubiaga. El grupo, que comenzó como un proyecto en homenaje a las viejas canciones de la radio y el cine de España, se ha convertido en una formación consolidada y decidida a continuar lo que se inició hace ya diez años.

Por último, hacia las 20,00 horas los alcaldes realizarán un recorrido por todo el recinto de la Feria de Muestras y harán una visita detenida al stand que la Diputación ocupa en el Pabellón Central del recinto ferial.. Los actos del Día de la Provincia finalizan en torno a la cena de convivencia que se celebrará en un restaurante de la provincia vallisoletana.

 

DISCURSO DEL PRESIDENTE DE LA DIPUTACIÓN
DÍA DE LA PROVINCIA

 

Auditorio de la Feria de Muestras de Valladolid, 10 de septiembre de 2004


"Hace unos días, cuando empecé a elaborar esta intervención, tenía mis dudas sobre si acertaría con el enfoque que ésta tendría que tener.

Mi intención era trasladaros a todos un claro sentimiento de reconocimiento y de gratitud.

Como bien sabéis, todos los años la Diputación en torno a las fiestas patronales de la capital, celebra el día de la provincia. Pero a nadie se le escapa que este año de 2004 es un año especial.  Desde el pasado 3 de abril, hemos venido celebrando distintos actos para conmemorar el “vigésimo quinto aniversario de las Corporaciones Locales Democráticas”.  Y me consta que no sólo han sido seguidas y con gran participación de público las que ha programado la Institución Provincial, sino que el mismo entusiasmo y espíritu de concordia ha reinado en todos los actos que habéis elaborado en vuestros municipios.

Nuestra Provincia, nuestros pueblos han experimentado una transformación difícil de imaginar hace 25 años.

Hoy contamos con la mayoría de las calles de nuestros pueblos pavimentadas, con escasos problemas de abastecimiento de agua, con un buen alumbrado público; pero además tenemos 210 pistas polideportivas, 70 instalaciones deportivas cubiertas, 90 piscinas de temporada, 122 centros cívicos, 66 centros culturales – teatros, 2 piscinas cubiertas, otras cinco en proyecto y un largo ecetera de actuaciones varias.  En resumen hemos sido capaces entre todos de forjar importantes infraestructuras (básicas y de esparcimiento) para poder estar satisfechos de la labor desempeñada durante estos 25 años.  Y aunque es cierto que hemos dado pasos de gigante en estos años, también es verdad que los mejores momentos de desarrollo de nuestros pueblos están por llegar.

Pero a parte de esta importante labor de desarrollo y modernidad de nuestros municipios, lo más importante ha sido la capacidad de aglutinar esfuerzos y voluntades por fortalecer y consolidar la democracia, la convivencia y la paz en nuestros pueblos.  Y este mérito no tangible pero de inmenso valor os corresponde hoy a vosotros como herederos de los 1.000 alcaldes que han tenido el honor de representar a todos los habitantes de nuestra provincia.

Hemos apostado entre todos, y puesto nuestro granito de arena para también desde Valladolid fortalecer y profundizar en el ensamblaje de una gran Comunidad que es Castilla y León.

Podría en el día de hoy hacerme portavoz de muchas de vuestras vivencias, pero correría el riesgo de caer en el sentimentalismo y en la nostalgia de momentos pasados.  Y si algo debe caracterizar a este acto es el mirar hacia adelante y hacerlo, además, con un claro optimismo.  Sabed que el futuro es prometedor y que todos juntos, como hasta ahora, seremos capaces de alcanzar todas las metas y retos que nos propongamos.

Hace 15 meses tomamos posesión de nuestras nuevas o renovadas responsabilidades.  Seguro que muchos proyectos habrán visto ya la luz.  Pero también es verdad que aún quedarán iniciativas y necesidades que atender.  Ante éstas la Diputación y el resto de las Instituciones estaremos siempre abiertos y dispuestos a colaborar con vosotros.

Todas y cada una de nuestras actuaciones, y por supuesto las mías, tendrán un destinatario claro: nuestras ciudades y villas.  Desde la Institución Provincial trabajaremos: Por Valladolid, por tu pueblo, por tí.  Lucharemos por alcanzar más y mejores retos para todos nuestros ciudadanos.  Que ninguno de nuestros quinientos mil paisanos pueda sentirse discriminado o abandonado.  Aspiramos a tener una provincia moderna, abierta, participativa, donde vosotros, vosotras, los legítimos representantes de las gentes de nuestros pueblos seguiréis jugando un papel vital.  Y desde la Institución que me honro en presidir lo haremos con moderación, con diálogo y con búsqueda incansable de acuerdos.  Seguramente nos hayamos equivocado en más de una ocasión, y desgraciadamente volverá a ocurrir, pero no tengáis duda sabremos reconocer nuestros errores, y lo más importante intentaremos corregir situaciones no deseadas.

El 3 de abril pasado hablaba del papel de los Ayuntamientos y decía que independientemente de cualquier tipo de reivindicación legítima, no es menos cierto que ayuntamientos y diputaciones han ido adquiriendo a lo largo de estos años un papel decisivo en el fortalecimiento de la democracia española.  Habéis sido, sois, en realidad, como los forjadores de una libertad cotidiana que ha hecho lógica y más cercana la convivencia.  Sabemos de una constatación puntualísima: que allí donde va un alcalde, se edita, de hecho, un manual de reivindicaciones, pero también se accede a una maravillosa escala de conocimientos: a la historia y la intrahistoria de nuestros pueblos y villas, de nuestras ciudades y hasta del núcleo poblacional más pequeño.  Y es que allí donde se funda la libertad se forjan también los vínculos de una democracia consistente.

Yo como Presidente de la Diputación Provincial, y en nombre de mis predecesores, reitero mi agradecimiento a todos:  Alcaldesas y Alcaldes, Concejalas y Concejales, por que en vosotros está el germen del trabajo y el esfuerzo de todos los demás por hacer de la política un acto de generosidad y convivencia, porque habéis dado lo más valioso: vuestro tiempo, muchas veces a costa de vuestras familias,(a quien agradezco su presencia), este esfuerzo desinteresado es la piedra angular de toda democracia y de una vida en común que hace que esta Provincia, esta Comunidad y España entera sea una de las naciones más importantes del mundo.

Este acto de encuentro, de reconocimiento, arropados con la presencia de los cargos electos municipales de nuestra provincia, en representación de sus 500.000 habitantes, es el marco idóneo para que la Diputación, y permitidme decir que también en nombre de todos los pueblos de nuestra provincia, agradezcamos a los expresidentes democráticos su trabajo, su tesón por estar siempre al lado de nuestros municipios.  Y lo hemos querido hacer con el máximo galardón que la Institución otorga a los más queridos de los suyos.  Con la Medalla de Oro de la Provincia.  Un reconocimiento personal a los cinco, pero que también es fruto del trabajo de sus compañeros de corporación y de todos los alcaldes y concejales que durante sus respectivos mandatos fueron forjando esta provincia próspera y moderna que es Valladolid.

No voy a profundizar en alabanzas y virtudes que los cinco tienen, pues se notaría en exceso mi complicidad y mi amistad con ellos, pero vais a permitidme que califique su período y a la vez su persona con una única palabra, eso sí con el riesgo de no acertar en el epíteto que a buen seguro por su gran gestión se merecen:

· Federico Sáez Vera fue la esperanza, el comienzo de una etapa anhelada.

· Francisco Delgado la ilusión plasmada en su juventud e impulso renovador.

· Ovidio Fernández la fuerza y vitalidad empresarial llevada a la gestión institucional.

· Félix Calvo siempre la experiencia. Cincuenta años de alcalde, sabiduría y moderación le avalan como un referente de la vida local.

· Juan Antonio García Calvo la negociación, “el magisterio” por conseguir una provincia más participativa.

Y los cinco son símbolo de entrega y entusiasmo por un proyecto común que es Valladolid.

Ellos fueron y serán referente en la Institución Provincial; Mañana a buen seguro, las futuras generaciones seguirán manteniendo viva la llama de la libertad, la participación y la convivencia entre nuestros pueblos.  Enhorabuena a los cinco.

Este acto ha estado conducido por un magnífico profesional, amigo de Valladolid a quien en nombre de todos agradecemos su colaboración.

Agradecimiento extensivo a quién amenizará esta entrañable velada y que es símbolo también de estos veinticinco años de democracia a través de sus voces.

A José María Iñigo y al Consorcio – Mocedades – muchas gracias.

Concluyo reiterando mi gratitud a todos, mostrando mi enorme satisfacción por vuestra presencia y reconociendo públicamente el esfuerzo que tanto el Delegado del Gobierno, como el Presidente de la Junta de Castilla y León, quien clausurará este acto, han tenido que realizar para estar esta tarde con nosotros."

 

Ex-presidentes Democráticos


Federico Sáez Vera Francisco Delgado Marqués

Federico Sáez Vera fue presidente de la Diputación de Valladolid por UCD desde 1979 hasta 1983. Doctor Ingeniero Agrónomo. Funcionario de carrera en la Confederación Hidrográfica del Duero, ha pasado por varios cargos de la Administración, siendo director provincial del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, también presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Cigales, así como colaborador en medios de comunicación sobre temas agrarios.

Francisco Delgado Marqués fue presidente de la Diputación de Valladolid por el PSOE  desde 1983 a 1987. Nacido el 31 de marzo de 1954 en Laguna de Duero, municipio de donde ha sido alcalde, estudió Ciencias Empresariales, especializándose en Programas de Dirección Financiera. Actualmente dirige el negocio de Banca Institucional del Banco de Santander en América Latina.

Ovidio Fernández Carnero Félix Calvo Casasola

Ovidio Fernández Carnero fue Presidente de la Diputación de Valladolid por el CDS de 1987 a 1990. Nacido en Valladolid el 29 de marzo de 1938, tuvo una formación relacionada con el comercio y la empresa, que le ha servido para gerenciar diversos establecimientos hosteleros y de exportación a nivel internacional. También ha desempeñado la presidencia de la Sociedad Pabellón de Castilla y León en la Exposición Universal de Sevilla de 1992.

Félix Calvo Casasola fue presidente de la Diputación de Valladolid por el PP entre 1990 y 1991. Nació en el simbólico pueblo de Villalar de los Comuneros el 1 de abril de 1925, de donde es alcalde ininterrumpidamente desde 1955. Realizó estudios de Derecho y Magisterio, impartiendo clases en la Universidad durante 42 años a varias generaciones de juristas, compartiendo su dedicación con la agricultura. Está en posesión de la Encomienda al Mérito Civil.

Juan Antonio García Calvo

Juan Antonio García Calvo fue presidente de la Diputación de Valladolid por el PSOE entre 1991 y 1993. Nacido en La Mata de Ledesma (Salamanca), es alcalde de Nava del Rey desde 1983, el mismo tiempo que de diputado provincial. Diplomado en Magisterio, en la actualidad da clases en el Instituto ‘Emperador Carlos’ de Medina del Campo.

Palacio de Pimentel C/ Angustias, 44 - 47003 Valladolid - España  -  Tel: +34 983 427 100  -  Fax: + 34 983 267 919